La alternativa para no comprar semillas de Cannabis tiene nombre!

con No hay comentarios

Las posibilidades que tienen los cultivadores de Cannabis de desarrollar diversos tipos y formas de cultivos da para mucha practica y estudio. Hacer esquejes o clones es una de ellas. Una práctica ventajosa para mantener una variedad favorita durante mucho tiempo, sin la necesidad de comprar semillas y con la posibilidad de intercambiar clones con tus amigos cultivetas.

Para hacer esquejes de marihuana, debemos tener una planta madre adecuada para realizar los cortes necesarios para los clones que necesitemos.

El mayor beneficio de clonar o esquejar es poder mantener la misma escencia de la planta madre, ya sea, sexo, olor y producción. Así también la posibilidad de tener plantas para siempre y sin la necesidad de comprar semillas; buena alternativa para el bolsillo.

 

Qué necesitamos?

– Utencilios limpios y desinfectados (debemos recordar que estamos trabajando para hacer un Clon), Bisturí, Tijeras, Navaja bien afilada o cuchillo.
-Una luz CFL o de bajo consumo nos ayudará a mantener una temperatura ideal en un espacio pequeño.

-Una Caja de Plastico

-1 soquete con fijador y tornillos

-Ventilador de 12v

-Desatornillador eléctrico (de preferencia)

-Soplete (para calentar la tijera y hacer los orificios en la caja plástica sin dañarla)

Las mejores condiciones para la clonación

Hay que tener en cuenta que los esquejes deben estar en un ambiente adecuado para su desarrollo, es por eso que debemos tener preparados nuestro mini-invernadero para recibir a los esquejes que se aproximan. Es muy importante que nuestros clones estén a una temperatura que varía entre los 18 y 22° C, con una humedad superior al 60% he inferior a 80%.

 

Manos a la obra!

  1.  Primero debemos seleccionar ramas bajas de preferencia ya que tienen mayor probabilidad de enraizar mas rápido.
  2.  Realizar cortes entre 10 a 20 cm de altura en angulo de 45° en la base. Por qué de esta manera?, para ampliar la base de aplicación de hormonas (aunque nosotros no lo utilizamos). Si las ramas tienen hojas demasiado grandes se tendrá que realizar cortes, para que el clon centre sus fuerzas en enraizar y no en hacer fotosíntesis.

**Mientras trabajamos con otros esquejes, los que están listos deben esperar en un vaso de agua o estar directamente en el sustrato, ya que la exposición al aire las puede perjudicar en su crecimiento.

3.  Preparar el sustrato donde colocaremos nuestros esquejes. De preferencia tiene que ser un sustrato liviano en nutrientes (Light), y la mayor cantidad del tiempo debe estar húmedo, no empapado.

4. Luego de una semana aproximadamente (en algunos casos es antes) nuestros clones ya habrán desarrollado raíz y comenzarán a colonizar el espacio que les hemos brindado.

5. Ahora podemos estimular las raices con agua de lentejas (nuestra favorita), o los enraizantes que nos ofrecen en el mercado y comenzar una nueva ola de crecimiento de clones y la busqueda de una nueva madre.

 

Dejar un comentario